Pablo Daniel Vidal, de 25 años, salió de su casa de Grand Bourg la madrugada del 8 de febrero de 2015. En el camino se encontró con un conocido. Charlaban y caminaban por Baigorria y Mario Bravo – a pocas cuadras del supermercado Chango Más- cuando un Fiat Uno, a toda velocidad, los embistió. A Pablo lo arrastró unos 200 metros, mientras que el conodido salió despedido y cayó sobre el cuerpo de una mujer que estaba en la vereda. Pablo murió a los pocos minutos del impacto. El conductor del vehículo aceleró y huyó. Nunca se detuvo a ayudar.  Minutos después, el hombre del Fiat Uno chocó contra una camioneta Kangoo. Fue en la intersección de Mario Bravo y Los Patos. Un patrullero que estaba en la zona se acercó al lugar. Y tras comunicarse con la comisaría se entendió que ese hombre era el responsable del desastre de la calle Baigorria. 

* * * * *

Después de treinta y tres meses, la causa llegó a juicio oral. Mañana y el miércoles serán las audiencias en el Juzgado en lo Correccional 6 de San Martín. “Es un logro que este caso llegue a juicio oral; porque no sucede lo mismo con la mayoría de los casos de vialidad”, aseguró a Malviticias la abogada de la familia, Nilda Gómez, quien además es mamá de Cromañón y presidenta de la organización Familias por la Vida. El acusado se llama Federico Nahuel Baez, llega a juicio oral en libertad, y después de haber intentado obtener dos probation. Gómez asegura que Báez tiene muchos elementos en contra: “Iba a una velocidad mayor de la permitida, tenía alcohol en sangre. Además, hay un testigo que dice que frenó para sacar el cuerpo del vehículo en lugar de llevarlo al hospital, que le quedaba a dos minutos”. 

“Reclamamos justicia para que esto no vuelva a suceder y que haya una toma de conciencia en la sociedad”, agregó Gómez. Y adelantó que ellos pedirán el “dolo eventual”, cuya pena es de entre ocho y 25 años, “porque se trató de un homicidio”. Desde la Defensa, en cambio, argumentarán que se trató de un homicidio culposo, es decir, que el acusado no tenía intención de matar. 

Malviticias
Leave a reply

Dejá un comentario