Buenos Aires Times | Fernández pide conversaciones del FMI con líneas del Instituto Patria

En su mensaje a la Asamblea Legislativa del pasado lunes, el presidente Alberto Fernández apostó por un tono duro y de fondo contra el Fondo Monetario Internacional, al que responsabilizó de las colosales deudas de la presidencia de Maurico Macri. La medida echa por tierra la presidencia del ministro de Economía Martín Guzmán y la estrategia diplomática que ha seguido con celo con el prestamista multilateral. Una andanada desencadenada por el think tank del Instituto Patria y en respuesta a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, quien está dando grandes pasos en su capacidad para influir en las decisiones gubernamentales.

La vergüenza contra el FMI no es solo una retórica militante incendiaria. Cambia y amplía la ecuación de negociación justo cuando Guzmán esperaba llegar a un acuerdo antes de mayo, cuando vence un acuerdo de deuda con el Club de París.

La denuncia penal que ordenó a los fiscales de Fernández interponerse contra “los autores de la administración y apropiación indebida de fondos públicos más fraudulenta de la historia”, en alusión al gobierno de Macri, fue acompañada de un párrafo en el que Fernández apuntaba directamente a la responsabilidad de las autoridades del FMI sobre la liberación de $ 55 mil millones para “financiar la campaña electoral” de Juntos por el Cambio.

El discurso del presidente habla a favor del Instituto Patria, que pretende duplicar el plazo de 10 años para el pago de las deudas fijado por Argentina en el marco del nuevo programa propuesto por el gobierno desde el Fondo. También existe una necesidad urgente de posponer las conversaciones hasta después de las elecciones de mitad de período.

READ  Dólar hoy: como cerró este martes 13 de octubre

“No queremos apresurarnos a pactar lo que siempre quieren los villanos. El único apuro que tiene nuestro gobierno es reiniciar la producción para mejorar la situación de millones de familias argentinas al borde de la pobreza”, dijo Fernández. firmemente en línea con el Instituto Patria.

El plan de Cristina interrumpe las intenciones de Guzmán y sus ayudantes, quienes trabajaron en silencio hacia un acuerdo de Facilidad de Fondos Extendida (EFF) para extender los plazos del acuerdo original de reserva de $ 55 mil millones alcanzado por el gobierno de Macri en 2018. El estado ya retiró $ 44 mil millones de esta suma, principalmente para cumplir con otros plazos de deuda.

En el debate interno dentro del gobierno sobre cómo afrontar las negociaciones con el FMI, se impuso el ala dura representada por Fernández de Kirchner, mientras que el ala pragmática y técnica de Guzmán está representada en retirada. Aún así, el alumno de Joseph Stiglitz conserva el respeto del vicepresidente por su papel clave en la reestructuración de la deuda con los holdouts que oxigenaron las finanzas estatales.

Según la lectura del vicepresidente, permitiría a las autoridades económicas argentinas sentarse a la mesa de negociaciones en una posición de mayor poder para enfocarse en el pecado original de la deuda, con el FMI actuando como cuasi-auditor de la deuda para mejores términos. y beneficios para el país en un convenio. El fondo violó sus propias leyes que prohíben la expansión de deuda a países con fuga de capitales, particularmente en relación al porcentaje de la cartera total de préstamos del FMI, con un monto y plazos muy difíciles de cumplir para el gobierno argentino.

READ  S&P Merval marcó su séptima subida consecutiva liderada por CCL; el riesgo país alcanza niveles bajos en una semana

Esta lectura es compartida por sectores de izquierda de la coalición gobernante Frente de Todos, como Claudio Lozano, quien integra el directorio del Banco Nación. A ojos del exdiputado, la decisión de demandar a los deudores locales permite “negociaciones más fuertes con el FMI para evitar el mismo desenlace de siempre”.

Lozano, presidente del Partido Unidad Popular, señaló que “a través de la responsabilidad de los funcionarios locales que hicieron posible este desastre, podemos presentar el caso argentino como la clave de nuestra política exterior y denunciar al FMI”. ante las Naciones Unidas. “

“No parece razonable que el Fondo diga que no puede haber descuento o que sus plazos no pueden extenderse porque sus estatutos lo prohíben, básicamente porque el crédito que están otorgando viola específicamente esos estatutos. No es sensato intentar para interferir con el nuestro “. Política económica cuando sus recomendaciones tienen implicaciones tan notorias ”, concluye.

Esta visión sigue el Instituto Patria línea a línea. Pero Kirchnerismo, el medio a la izquierda de Sobre todo y ahora Alberto Fernández no es el único que se hace cargo del FMI. En diálogo con Noticias argentinasJosé Luis Ramón, jefe de bancada de la Unidad Federal Para El Desarrollo, dijo estar satisfecho con el anuncio del mandatario y con la promulgación de la ley para fortalecer la sostenibilidad de la deuda pública el pasado miércoles, señalando que se aprobaría cualquier acuerdo con el FMI. por el Congreso debe ser aprobado.

“Nosotros en el Congreso necesitamos recuperar estas prerrogativas. Vemos esto como un hecho positivo y estamos totalmente de acuerdo en iniciar un proceso penal por la deuda del FMI y la distribución de fondos bajo el gobierno de Macri”, dijo el diputado de Mendoza.

READ  El petróleo sube por aumento de los impuestos a los combustibles: sería al menos del 1,3%

Otro triunfo simbólico kirchnerítico en el discurso fueron las declaraciones del presidente sobre el tema de la tarificación de los servicios públicos, que quedaron congeladas durante toda la presidencia de Fernández. Aquí se decide un suave aumento para este año que no irá más allá de la inflación, mientras que al mismo tiempo se discute un proyecto de ley para un sistema en 2022 basado en la “desdolarización” de los servicios públicos.

En su discurso, Fernández criticó a la administración anterior, reiterando que aprobaron aumentos sin que el Estado necesite un plan de inversión, diciendo que los precios de la energía “definitivamente deben ser desdolarizados y ajustados a una economía de pesos”.

noticias similares

por SEBASTIÁN HADIDA, Noticias Argentinas

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

Malviticias